Header Ads

Se agita el avispero y ruptura de contrato entre ABC y OAS se hace inminente

La constructora brasilera OAS debía presentar un nuevo cronograma de obras para concluir la construcción de la ruta Tarija-Potosí hasta diciembre próximo como último plazo. Para esto debía proceder hoy a la firma de la modificación del contrato (adenda), sin embargo, funcionarios de la Administradora Boliviana de Carreteras (ABC) y ejecutivos de la OAS no pudieron llegar a un entendimiento, por lo que fue suspendida la firma de la adenda debido a que la constructora, además del plazo ya ampliado, pide un año más para concluir la ruta.
Tras darse a conocer esto, la situación empieza a complicarse para la constructora brasilera, puesto que mientras los dirigentes cívicos de Camargo (Chuquisaca) se reunieron ayer con varias instituciones de su región y determinaron iniciar en los próximos días el bloqueo de carreteras, el diputado tarijeño Roy Moroni Cornejo (Convergencia Nacional, CN), anunció que iniciará un proceso contra la ABC por no ejecutar “de una vez por todas” las boletas de garantía y rescindir el contrato con OAS. Ante esta situación, la ABC anunció que, de insistir la OAS en su postura, se romperá el contrato, por lo que ha pedido que la OAS reconsidere su postura.

En una última reunión desarrollada la semana pasada, en el Comité Cívico de Tarija, se acordó que el viernes 6 de julio en Camargo se llevaría a cabo una reunión de los dirigentes cívicos de los Pueblos del Sur (Chuquisaca – Tarija – Potosí) junto con el presidente de la ABC, Luis Sánchez, donde debían estar presentes también los ejecutivos de la constructora OAS. En ese encuentro, la constructora brasilera debería regularizar su documentación para que se controle y aplique penalidades si esta incumple el nuevo cronograma, cuya fecha límite debiera ser diciembre de este año.

Sin embargo, la OAS ha indicado que no podrá terminar los trabajos hasta esa fecha, empero, explicó que hasta diciembre podrá concluir sólo con el asfaltado nuevo y que el resto de los trabajos, como la reparación de fisuras, la señalización y otros estarán listos recién hasta dentro de un año, más precisamente, hasta “julio de 2013”. Pablo Siles, asesor de la empresa OAS, indicó que realizaron un cronograma de trabajo de manera técnica que establece las fechas, empero, señaló que hasta el momento no recibieron ninguna respuesta por parte de la ABC.

El jefe departamental de la ABC en Tarija, Marcelo Sosa, manifestó que no se permitirá extender los plazos hasta julio de 2013 y resaltó que la empresa OAS debería terminar con los trabajos en diciembre de este año “como se comprometió la semana pasada”, es así que en las constantes reuniones entre técnicos de ambas partes no se pudo llegar a un consenso, por lo que quedó suspendida la reunión de hoy.

Sosa indicó que el presidente de la ABC a nivel nacional, Luis Sánchez, será quien tome una decisión al respecto, sin embargo, adelantó que se busca que la empresa brasilera OAS pueda reconsiderar su propuesta, y reveló que ésta tampoco acepta la multa por retrasos en los trabajos, que ascendería a un monto de quince mil dólares por día.

En el caso de que la OAS persista con su posición de terminar con los trabajos en la carretera Tarija-Potosí hasta julio de 2013, Sosa señaló que la ABC puede determinar romper el contrato con la brasilera por el incumplimiento en la ejecución de la obra.

El romper el contrato significaría que el Estado ejecute las dos boletas de garantía de la OAS y que no se cancele el monto restante de la obra.

Sosa señaló que en el caso de que se rompa el contrato con la empresa OAS, se procedería a realizar la contratación inmediata de otra empresa para que termine la obra caminera y que “se podría ver la manera de que sean empresas tarijeñas las que culminen con los trabajos de la carretera”.

A la ruptura del contrato se ejecutarán las boletas de garantía de la empresa brasilera, en este caso son dos. Una es de aproximadamente dieciséis millones de dólares, mientras que la segunda boleta es de nueve millones de dólares y el saldo de la ejecución de la carretera Tarija-Potosí sería alrededor de veintiséis millones de dólares.

Con todos esos montos económicos se realizaría la contratación de una nueva empresa que se haga cargo del proyecto, para lo que se ha indicado que la carretera en total tendría entre un 89 a 90 por ciento de ejecución de la obra, por lo que, según la ABC, sólo restaría terminar el 10 por ciento de los trabajos.

Anuncian proceso
en contra de la ABC

El diputado opositor Corneo, al respecto del incumplimiento de trabajos por parte de la empresa OAS en la carretera Tarija-Potosí, señaló que la ABC debe proceder a aplicar las sanciones que se establecen en contra de la empresas contratistas que incumplen con las obras.

Sin embargo, manifestó que la ABC pretende ahora darle un plazo más a la empresa brasilera con el nuevo cronograma de trabajos, bajo la excusa de que la OAS se encuentra en mora y que tendría 191 día más para terminar los trabajos y recién a partir del incumplimiento de ese nuevo cronograma se aplicarían las sanciones. “Parecería que el Estado protege a la empresa OAS, es por eso que cada vez se pretende ampliar los plazos de ejecución y no aplicar las sanciones correspondientes”, resaltó.

Ante esta situación, Cornejo dijo que presentará una denuncia ante el Ministerio Público en contra de la ABC por los perjuicios ocasionados a la población y mencionó que actualmente se recolecta la documentación necesaria para hacer efectivo este anunciado proceso.

Cívicos camargueños amenazan con movilizaciones

El Comité Cívico de Camargo se reunió ayer con varias instituciones de su región para tratar la situación de la carretera Tarija-Potosí, en ese sentido, el presidente cívico de esa región, Antonio Romero, señaló que “si es que no hay una solución a este tema para que se concluyan los trabajos, la región de los Cintis iniciará el bloqueo de la carreteras”.

Romero señaló que para la próxima semana se prepara las medidas de presión en el caso de que no exista la firma de la adenda entre la ABC y la empresa OAS, para lo que se ha indicado que entre el miércoles y jueves de la próxima semana, con el apoyo o sin el apoyo de Tarija y Potosí, el bloqueo será instalado de manera indefinida.

El dirigente cívico agregó que no se irá a otra región para sostener ninguna reunión y que el encuentro debe ser en Camargo.

El presidente del sector del autotransporte de Camargo, Julio Alarcón, dijo que todos los sectores de esa región se sumarán al bloqueo de la carretera en el caso de que no exista una salida satisfactoria al tema.

Alarcón resaltó que se debe terminar la carretera Tarija-Potosí de una vez por todas y que ya son varios años que no se puede concluir con este proyecto de importancia para los departamentos de Tarija, Chuquisaca y Potosí.

El País

No hay comentarios

En este espacio usted puede incluir su comentario o punto de vista. Guarde el respeto y la tolerancia debida. Los comentarios que tenga insultos, contexto de racismo e improperios serán eliminados.