Header Ads

La carretera “de la muerte” se cobra dos vidas

Dos personas que aparentemente se encontraban bebiendo al interior de una vagoneta que se dirigía a la ciudad de Yacuiba por el tramo carretero kilómetro 9 de la capital chaqueña, más conocido como la “carretera de la muerte”,  fallecieron este pasado jueves por la noche al promediar las 23:30 horas en un trágico accidente, tras chocar con un tráiler que se encontraba parado en el lugar.  

De acuerdo al examen forense realizado, los fallecidos son: William Oriel Guerrero Montellanos, de 32 años de edad, pasajero de la vagoneta que murió a causa de un trauma con hundimiento del parietal y del tórax; mientras que Leandro Limachi Sánchez, de 40 años de edad, falleció a causa de la exteriorización de la masa encefálica, hundimiento de masa facial y hemorrágica infracraneal.

Los heridos registrados son Cristina Cardozo con diagnóstico policontuso y Jorge Domínguez Méndez, con fractura del tabique nasal y policontuso. De acuerdo a los datos preliminares, el fatal desenlace que cobró la vida de vida de dos personas, se registró en la zona de Campo Pajoso, cuando el chofer de la vagoneta Nissan Pathfinder de color guindo con placa de control 2081 XNX perdió el control de la misma llegando a impactar contra un tráiler que se encontraba estacionado en la parte posterior derecha de la carretera.

Según descripción de quienes auxiliaron este accidente, el choque fue fatal para las dos personas que se encontraban al lado derecho del conductor, tanto en el asiento delantero como trasero del automóvil; “ellos estaban al lado del conductor y detrás del copiloto, provocándose serios daños en la cabeza que expuso al exterior, la masa encefálica de uno de ellos” señalaron.

Luego de esta desgracia, algunas personas que se encontraban en el lugar y presenciaron el accidente, atónitas fueron en busca de ayuda de la policía, mientras que otras se acercaron al motorizado y encontraron a los fallecidos aprisionados entre los fierros del automotor; al ver aquello, se dirigieron a buscar al chofer del camión y no encontraron nada, pues éste había abandonado su vehículo dejando las luces stop encendidas, según declaraciones de los testigos.

Luego de buscar al conductor del tráiler sin éxito alguno, los testigos se dirigieron a reconocer y ayudar a los heridos para llevarlos al hospital Rubén Zelaya, además de intentar llevar a los fallecidos a la morgue de la región.  Los daños materiales registrados en el accidente son: abolladura total en la estructura lateral derecha de la vagoneta, mientras que el camión tráiler registró abolladura en el parachoques posterior del lado izquierdo.

El examen de alcoholemia realizado al conductor reveló que éste se encontraba bajo efectos del alcohol en grado imputable, por lo que se estima que ésta habría sido una de las causa de este fatal suceso de tránsito que enluta a dos familias.

El País

No hay comentarios

En este espacio usted puede incluir su comentario o punto de vista. Guarde el respeto y la tolerancia debida. Los comentarios que tenga insultos, contexto de racismo e improperios serán eliminados.