Header Ads

Aproximadamente 3 mil estudiantes perdieron el año escolar en Tarija

“Aplazado del año pasado” es el cantico que hace aproximadamente 30 años en Tarija coreaba a un estudiante que perdía el año escolar, este recuerdo puede atormentar aún más el sensible corazón de los progenitores que deben inscribir a sus hijos que repiten el mismo curso por sus bajas calificaciones. 

Y es que en Tarija según datos de la Dirección Departamental de Educación (DDE) los estudiantes aplazados representan un porcentaje del 2.6 por ciento en el departamento lo que  no significa un índice elevado pues de una matriculación de 140 mil estudiantes aproximadamente 3 mil no vencieron el grado.

Maribel Terceros, es una madre de familia que se encuentra nuevamente en la situación de ver reprobar el año a su hijo de casi 15 años y que actualmente cursará segundo de secundaria pues en los últimos  años tuvo que inscribirlo dos veces en sexto de primaria y ahora dos veces más en segundo de secundaria, situación que no deja de ser preocupante tanto por la pérdida de tiempo como la de dinero ya que su hijo además insiste en mantenerse en colegios particulares.

Muchos padres recién se enteran

Es poco probable que un padre no sepa que su hijo va a perder el año pues se le extiende el boletín tres veces al año durante cada trimestre, sin embargo para muchos resulta una sorpresa llegar a las unidades educativas con la idea de inscribir a sus hijos en el cursos inmediato superior y descubrir en la libreta el sello de “Reprobó el Curso”.

Las cifras de estudiantes que deben repetir el año no se incrementaron sustancialmente en relación a la del año pasado ya que indistintamente en el nivel primario y secundario suelen darse estas situaciones, aunque se diferencia el apoyo que reciben de los padres cuando son más pequeños y la falta de seguimiento a actividades escolares cuando estos están más grandes pues aunque se supone que el joven asume la responsabilidad de sus estudios, en la realidad de los hechos no siempre es así, sostiene el director departamental de educación, Manuel Eudal Tejerina del Castillo.

En cuanto a materias se refiere, Matemáticas suele ser una asignatura que más reprueban los estudiantes, seguida de Ciencias Integradas que contemplan naturales, química y física, lenguaje y sociales en ese orden, “Hay que recomendar a los padres de que durante toda la gestión se preocupen por el aprovechamiento de los niños y no cuando termine la gestión pues recién se dan por enterado y andan correteando porque no sabían que su hijo debe repetir el año”, indica el director departamental de educación.

Durante los últimos días los padres de familia se movilizaron en la tarea de inscribir a sus hijos a la escuela los dos primeros días de la semana fueron para inscribir a los alumnos de primero de primaria y los restantes días para sumar al sistema a aquellos alumnos se que movilizan e una escuela a otra y que tienen plazo hasta hoy viernes 17 de enero.

Nuevo sistema de evaluación

Para esta nueva gestión escolar se ingresa a un nuevo sistema de evaluación de 1 a 100 puntos con la aprobación al  51 por ciento lo que brindar más opciones para que el estudiantes no se aplacen.

“Esto no  implica que no debamos preocuparnos pues debe haber un apoyo permanente de los padres y una preocupación de los estudiantes de manera permanente en el sentido de aprovechar mejor la gestión”, agrega Tejerina del Castillo, pues con esta nueva modalidad será más permanente la observación de los docentes en la comunicación con los padres de familia para que ayuden al estudiante a rendir más en sus clases.

La enseñanza de la reprobación

Con 25 años de servicio como docente, el director departamental de educación asegura que en su experiencia la mayoría de los alumnos que repiten el año suelen recapacitar sobre la importancia del estudio y se recuperan, aunque también aclara que la reprobación suele depender de muchos factores o motivo como los de salud o los problemas familiares.

Ahora bien, dentro del nuevo sistema de evaluación vigente para el 2014 se hará una apreciación del rendimiento de los estudiantes con formación integral valorándose la integralidad de la persona pues al tomar en cuenta la formación holística de las personas se verá el desarrollo en ciertas dimensiones con mayor capacidad y facilidad que en otras para sacarlos del encasillamiento por materia.

“Nos apegamos a brindar mejor calidad educativa logrando la formación del estudiante, esto no quiere decir que se esté dando una flexibilidad absoluta para que todos pasen la gestión académica, sino que se les debe dar un mejor apoyo y formación que obviamente no solo es responsabilidad del docente sino de la misma familia y de las condiciones del estudiante para que este se motive y tenga interés”.

Preocupa la deserción escolar

La deserción es una de las consecuencias de reprobar el año que más preocupa a los educadores, “que exista reprobación es normal porque si el cien por ciento aprueba sería algo extraordinario obviamente, pero nuestro interés por bajar los índices de reprobación es porque este conlleva al abandono escolar porque el niño que reprueba suele sentirse afectado en la misma autoestima”, lamenta el director.

El apoyo pedagógico con la ayuda próxima implica que el docente y padre de familia deben ayudar, pero además el mismo compañero debe apoyar para mejorar ese aprendizaje y no se dé esa burla de lo que son objeto por que se aplazo y repitió el año, agrega.

Es por eso que los que se van haciendo grandes y van perdiendo el año tiene además la opción que brinda los Centros de Educación Alternativa, CEA,  para la atención de niños con dificultades de aprendizaje, niños especiales o para los que tuvieron un rezago en la parte de edad posiblemente por no haber tenido acceso a las unidades educativas por lo que ingresan al subsistema de educación con edades que se definen de 15 años para primaria y 18 para secundaria.

“La única forma de evitar la cuestión de reprobaciones y abandonos es que los padres de familia apoyemos de forma permanente también el trabajo es importante en el sentido de los docentes para brindar un ambiente acogedor y adecuado a los estudiantes para que tengan la motivación de asistir a clases un trabajo conjunto, apoyemos tanto padres de familia como instituciones para que sea una gestión positiva y mejoremos la calidad de la educación en Tarija”, recomendó el director departamental de educación, Manuel Eudal Tejerina del Castillo.

El País

No hay comentarios

En este espacio usted puede incluir su comentario o punto de vista. Guarde el respeto y la tolerancia debida. Los comentarios que tenga insultos, contexto de racismo e improperios serán eliminados.