Header Ads

En Tarija hay doble riesgo de que un niño nazca con hipotiroidismo

En el departamento de Tarija, a diferencia de los  países del norte de América, la posibilidad de que un niño pueda nacer con hipotiroidismo congénito es el doble. Si esa enfermedad  no es detectada y tratada en el primer mes de nacimiento, el bebé puede quedar con retardo mental para toda su vida.

El director del Hospital Regional San Juan de Dios (HRSJD), Nelson Llanos, informó que un estudio que se realizó de manera conjunta con la Caja Nacional de Salud de Tarija (CNS), arrojó como resultado que de cada 1500 partos, nace un niño con hipotiroidismo  congénito.

“Ese dato es muy alto para el departamento, ya que en los países del norte de América, de cada 3.500 alumbramientos, sólo  uno nace con esa patología”, manifestó el galeno.
En tal sentido, a horas 10 de la mañana del 1 de octubre, en el salón de docencia del HRSJD, se realizó el lanzamiento del “Programa departamental del hipotiroidismo congénito”. Dicho evento contó con la presencia del Gobernador, la Secretaría de Desarrollo Social, y autoridades de salud.
El gobernador de Tarija, Lino Condori, indicó que el presupuesto que demandó la implementación de ese programa es de 120 mil  dólares. Explicó que no es “mucha” inversión, pero que es de “gran” necesidad contribuir con niños que padecen de esa enfermedad.
Por otro lado, los especialistas  explicaron  que la glándula tiroides se encuentra ubicada en la parte anterior del cuello.  Sus funciones tienen que ver con el crecimiento, la presión arterial, la energía y la rapidez mental de las personas.
También indicaron  que si esa glándula no produce la hormona tiroidea en cantidades adecuadas, puede suceder que el bebé nazca con hipotiroidismo. Como consecuencia tendrá  aspectos  característicos: lengua grande, manos y pies hinchados, llanto ronco, piel pálida, tendrá hernia del ombligo, y sufrirá de estreñimiento.
En las personas adultas producirá los mismos efectos, además de lentitud de movimientos, aumento injustificado de peso, estreñimiento difícil de corregir y retardo mental de diversos grados.
Llanos agregó que si  un recién nacido  posee  esa patología, y no se le diagnostica y trata correctamente en los primeros días de nacido, se le condena para el resto de su vida a sufrir de retardo mental. “De allí viene la palabra cretino o cretinismo, que no es sino el retardo mental que queda como secuela de este problema no tratado a tiempo”.
Asimismo, comunicó que  5 profesionales en salud (entre bioquímicos y pediatras) se capacitaron en Sucre y Santa Cruz. Eso para poder detectar y realizar el tratamiento a los niños que padezcan de esa patología. 
Llanos espera que la precariedad de las instalaciones eléctricas que ya tienen más de 20 años, no se convierta en una dificultad para el uso de los equipos. Ya que repetidos cortes de energía ocasionaron el desperfecto de varios  de ellos, tal es el caso del resonador, que ahora para calibrarlo se invertirá 25 mil dólares.

El Hospital Regional implementó la telemedicina

El director del Hospital regional Nelson Llanos, informó que ese nosocomio ya cuenta con la implementación de la telemedicina en 8 puntos del departamento.
Explicó que esa implementación “es  la medicina de punta”, la cual  trabaja a través del internet, y permite comunicarse con los mejores especialistas de Bolivia y del mundo. “Eso permite un diagnóstico a distancia, por lo que la gente de otros municipios no tendrán que migrar  hasta la ciudad”.

El País

No hay comentarios

En este espacio usted puede incluir su comentario o punto de vista. Guarde el respeto y la tolerancia debida. Los comentarios que tenga insultos, contexto de racismo e improperios serán eliminados.